Hazte siempre la beta!

hazte siempre la beta

Qué ganas tenía de escribir sobre esto…

Comparto a diario la aventura de ser padres de muchas personas, tanto aquí como en el Grupo de Apoyo Hello!, por email y siempre-siempre en Hospital de Día Quirónsalud Zaragoza (La Floresta) (espacio donde estoy viviendo una de las mayores experiencias de mi vida.  *Ver Proyecto Cuenta Conmigo)

No puedo decir otra cosa sino que me encanta lo que hago y que os agradezco mucho que me hagáis partícipe de esta etapa tan importante de vuestras vidas.

Bien, diciendo esto, vengo a levantar el dedo en plan institutriz al más puro estilo de Mary Poppins para advertiros de la importancia de hacerse la beta el día que toca.

Aunque esa que tú y yo sabemos haya aparecido y todas nuestras esperanzas de gestación se hayan esfumado en ese ciclo…. Hazte la beta. No te la saltes en plan “Bah, si total ya… “

Es importante porque de esa beta, muchas veces, sale información necesaria para el laboratorio (comprobarán, entre otras cosas, si ha habido conato de implantación o alguno de esos enigmáticos abortos bioquímicos que son un auténtico cubo de Rubik para los especialistas)

Puntualizo lo siguiente: No te imagines que la analítica va a dar detalle fiel de lo qué ha sucedido y mucho menos esperes una respuesta al ¿Por qué? que todos nos hacemos, pero hay una parte de información que servirá para el siguiente intento.

Hazte la beta (me está empezando a sonar como a título de una canción de Rap). Hazte la beta. Háztela SIEMPRE.
Es una analítica. Un análisis de sangre que no nos hace perder demasiado tiempo pero que desde luego lo ganaremos para el futuro.

En los talleres de Kit de Supervivencia para afrontar la infertilidad, siempre os digo que un tratamiento de Reproducción Asistida es como la ficha-casillero del Trivial, esa que hay que llenar de quesitos a medida que vas avanzando.

Un quesito sería este: la información que va impresa en cada analítica.

Otro quesito la alimentación y llevar una vida saludable.

Otro, tu bienestar emocional (para ese quesito me tendréis tanto a mí como a la gente con la que comparto mi devoción profesional, no dudéis en echar mano de nosotras siempre, siempre que lo necesitéis)

Y varios quesitos juntos, el tratamiento y los consejos de los especialistas que os lleven. Confiad y escuchad con atención lo que os digan. Haced equipo con ellos e ir ágiles hacia este proyecto tan importante que es ir en busca del nuevo miembro de la familia.

Haceros la beta, intentad llevar una vida sana, seguid las recomendaciones que os marquen y por mucho que cueste, procurad no dejar muy de lado vuestra vida. Esa que está aparcada mientras todo esto sucede.

Esto último será importante para llenaros de energía buenrollera y afrontar todo lo que os venga por delante.

5 comments

  1. Esther says:

    Marian, en mi primera IA no me hicieron análisis, como me bajó la regla no me los pidieron.. ahora en la 2ª si también es negativa, les pido que me la hagan?
    gracias guapa 🙂

  2. Nube says:

    Qué razón tienes!!! Y te lo dice una que tras cinco TRA nunca ha tenido una, pero no porque no quisiera, sino porque en mi hospital sólo hacían prueba en orina (sin dar más datos que que eran negativas) y en la FIV no llegué a transferencia. Pero quien sabe si habría aportado algún dato valioso…

    Me uno a tu rap “Hazte la beta, que la beta lo peta, aha, aha…”

  3. Rachel says:

    En mi hospital ( publico) ya llevo ya 2 IA negativas y no me han hecho ninguna beta ni nada de nada. Que hago? Esque no se si soy yo la que les diga lo que tienen que hacer? No tendrian que ser los médicos quien te pidan las pruebas que sean? La beta quw es un análisis o algo mas?

    Gracias y ánimo a todas

Deja un comentario